cubamatinal.com| |
Cuba y su Realidad Social 29-05-2017

Portada
Noticias
Deportes
Breves
Video Blog
Cuba-Org.
Politicas
Reportajes
Actividades
Colaboraciones
Buscador
Cartas
Suscribase
Vista para Imprimir   Enviar por Email
La cocina de la abuela
Empanadas de tasajo

Cubamatinal/ Antaño, el tasajo -conocido como cesina en España- es decir, carne de vacuno curada a la sal, era de tráfico obligado en el puerto de La Habana, puerto único de América para el tráfico del sistema de flotas. Cuenta la historia que ya en el siglo XVII, el superávit de cabezas de ganado en la isla motivaba que los monteros abandonaran la carne de res en pleno campo para cargar con los más valiosos cueros. Con el auge de la industria azucarera en el siglo XVIII, el tasajo era dieta obligada en las escudillas de los esclavos, por ser de todas las carnes la de menor valor. Fuertemente integrada en la dieta y la preferencia de los cubanos, hoy en día es un plato del que sólo hablan las abuelas de buena memoria, pues desapareció de la dieta del cubano desde la década de los sesenta del pasado siglo. Sin embargo, fuera de Cuba, las comunidades de cubanos mantienen su tradición, de ella el plato que ofrecemos hoy.

Plato del Día: Empanada de Tasajo

Clasificación: Entremés

Raciones: 10 unidades

Ingredientes:

3 1/2 tazas de harina para todos los usos
1/2 taza de agua
2 huevos
2 cucharadas de azúcar
2 cucharadas de vino seco
1 cucharada de manteca (sólida)
1 cucharada de mantequilla
2 cucharaditas de sal
1 cucharadita de polvos de hornear
1/2 Kg de picadillo de tasajo cocinado

Elaboración:

Cierna la harina, mídala y vuélvala a cernir con la sal y los polvos de hornear, poniéndolo todo en la mesa donde se va a trabajar. Haga con las manos un hueco en el centro de la harina y eche ahí la manteca, la mantequilla y los huevos enteros. Vaya uniendo con la punta de los dedos todos estos ingredientes a tratar de unirlos y vierta ahí mismo el agua endulzada con el azúcar y el vino seco. Cuando esté todo bien mezclado, trate, con ambas manos, de formar una masa suave, la que se amasará durante pocos minutos. Déjela reposar por espacio de una hora más o menos, en el refrigerador, envuelta en papel encerado; y después estírela sobre la mesa enharinada con el rodillo también untado de harina y vaya formando las empanadas en la forma que se desee, pero no muy pequeñas, poniéndoles como relleno una cucharada del picadillo de tasajo. Doble la masa, cortando con un cuchillo o cortador la empanada y prensando los dos bordes con un tenedor pasado por harina, para que al freírlas en abundante manteca caliente, no se abran.


Editoriales  + 
Opinion  + 
Colaboraciones  + 
Entrevistas  + 
Foros
Hemeroteca
Enlaces

Cuba Matinal - Spain, C. Alcala 99, 28009 Madrid, España. Tel: + 34 639 43 15 89
repliche orologi © Copyright 2006. All Rights Reserved. Contacto: cubamatinal@cubamatinal.com